Fibromialgia, una enfermedad que no se ve pero se siente

Fibromialgia, una enfermedad que no se ve pero se siente

La Fibromialgia es una enfermedad reumatológica que se caracteriza por un dolor generalizado en músculos y articulaciones y cansancio persistente. Aunque es una enfermedad de reconocimiento relativamente reciente, de la que se desconoce la causa específica que la origina, lo que sí se sabe de ella es que es crónica, y que afecta en mayor medida a mujeres (aproximadamente el 92 % de las personas que la padecen).

 

¿Cuáles son sus síntomas más comunes?

  • Dolor generalizado en todo el cuerpo, que puede aparecer donde existen músculos, articulaciones y tendones.
  • Fatiga crónica, sin que se produzca una recuperación con el descanso y el sueño.
  • Rigidez.
  • Hormigueo.
  • Problemas digestivos, como colon irritable.
  • Alteraciones del sueño.
  • Hipersensibilidad sensorial al frío/calor, a la luz, al sonido…
  • Alteraciones hormonales.
  • Fatiga mental intensa, conocida como Fibroniebla, que dificulta la concentración y la memoria.

 

Estas son solo algunas de las alteraciones que la Fibromialgia puede producir a nivel físico. Vuelva a leerlas de nuevo y piensa durante unos segundos, ¿cómo te sentirías si las experimentaras durante un periodo limitado de tiempo? Ansiedad, impotencia, ira, tristeza, frustración, indefensión, incomprensión… son algunas de las emociones y sensaciones con las que te habrás identificado. Con ellas, batallan a diario personas como María, una joven de 22 años que padece esta enfermedad. En este vídeo puedes conocer su historia, contada en primera persona.

 

 

Si quieres saber más sobre la fibromialgia estos enlaces te pueden interesar:

 

 

 

Logo Ampsico, psicólogos y pedagogos

Ideas para cuidar tu amor propio

Ideas para cuidar tu amor propio

Cuando hablamos de amor, probablemente nos viene a la mente distintas situaciones en las que esta emoción es protagonista: momentos en pareja, con nuestra familia, los amigos o incluso con una mascota. Sin embargo, muchas veces nos olvidamos de uno de los amores más importantes, EL AMOR PROPIO, pieza fundamental del puzzle que compone nuestra vida.

Cultivar tu amor propio es escucharte a ti mismx, qué es lo que sientes en cada momento y qué es lo que necesitas; es cuidarte, dedicarte tiempo a ti sin sentir culpa; es aprender a respetarte.

 

Y es ahora cuando toca hacerse la pregunta del millón: ¿Cuánto tiempo le dedicas a esta tarea? Es posible que muchas respuestas sean del tipo “buff me encantaría pero no tengo tiempo” o “¿y esto cómo se hace?”. ¡Que no cunda el pánico! Aquí te dejamos 5 ideas sencillas para ayudarte a cultivar tu amor propio. Porque siempre es buen momento para reordenar tus prioridades, para que seas una de ellas.

 

 

Como sabes, en Ampsico cultivamos le amor propio en varios formatos. Por eso te invitamos a participar en la segunda edición de los retos online “Cultiva tu amor propio”. ¿En qué consiste? Recibirás retos gratuitos semanales por e-mail para trabajar tu autoestima, relación con os demás y cuidado personal. Ideas concretas y aplicables a tu vida para construir esa historia de amor que no venía en os libros de príncipes y princesas: LA TUYA.

¿Aceptas el desafío? Puedes inscribirte AQUÍ.

 

 

 

Carta de una terapeuta a una participante de un taller

Carta de una terapeuta a una participante de un taller

GRACIAS

Carta de una terapeuta a una participante de un taller

 

A ti, que cuando entraste por esa puerta el primer día pusiste toda tu confianza en nosotras, en personas desconocidas. A lo mejor no lo sabes, o sí, pero estábamos igual o más nerviosas que tú.

A ti, que has hecho realidad un trabajo que llevamos tiempo creando con ilusión y corazón. Pero si no hay receptoras tan implicadas como tú, nada de esto tendría sentido.

A ti, que cuando te proponemos una dinámica, por muy disparatada que sea, te pones en marcha como si te fuera la vida en ello y te transformas en lo que te pedimos. ¡Viva la improvisación y viva la motivación!

A ti, que semana tras semanas sigues viniendo dejando, aunque sea por unas horas, tus quehaceres y asuntos importantes del día a día. Cada una tenemos una historia y un presente, pero juntas le damos al pause del tiempo y nos metemos en este espacio que hemos creado paralelo al mundo. Nuestro mundo. Será algo temporal en el tiempo, pero con eterno aprendizaje para el corazón. O al menos eso queremos, para eso trabajamos.

A ti, que cuando terminamos una de nuestras sesiones, casi siempre con el reloj avisando de que nos estamos excediendo, de repente caes que han pasado más de dos horas reales. Cuando para ti tan solo ha sido un rato. Ese feedback tan sincero es para nosotros grandioso.

A ti, que te atreves a contarnos tus historias, tus miedos, tus preocupaciones y cualquier otro asunto que te ronda por la cabeza. Eres muy valiente al relatarlo en voz alta y permitir que el resto te escuchemos. Esa exposición no es fácil.

A ti, que pieza a pieza construyes el puzzle de tu vida, el puzzle de tu autoestima. Descubriendo que eres la principal protagonista de la película y adquiriendo una sensación de control sobre ti. Ese es el mayor premio. Ese es el verdadero aprendizaje. Enhorabuena. ERES ÚNICA, créetelo.

A ti, que permites que tu risa, llanto, frustración o cualquier otro acontecimiento que te abruma, fluya. Le das espacio. Lo muestras. Sin censura. A nosotras nos llena el alma. La realidad de las situaciones y la espontaneidad de las personas como tú es lo que nos hace crecer. Una y mil veces gracias.

A ti, que has venido para cambiarnos. Has venido para quedarte en nuestro corazón.

 

Gracias por todo, gracias por tanto.

 

¿Cuál es la relación entre autoestima y asertividad?

¿Cuál es la relación entre autoestima y asertividad?

La semana pasada, Cristina nos hablaba un poco en este post de la importancia de tener una autoestima sana, siendo conscientes de nuestras fortalezas, pero además también de nuestros límites. En esta ocasión nos vamos a centrar en explicar la influencia recíproca entre autoestima y asertividad.

Pero para empezar, ¿qué es la asertividad? Nos referimos a un estilo de comunicación mediante el cual expresamos y defendemos nuestros derechos, intereses, opiniones y preferencias desde el respeto y sin ofender a los demás. También contempla la habilidad para decir “no”, que nos ayuda a la hora de rechazar peticiones que consideramos que son abusivas y que no estamos en disposición de poder aceptar. Esta habilidad juega un papel crucial de cara a crear y mantener relaciones sociales satisfactorias.

Además del estilo de comunicación asertivo, tenemos otras dos formas de comunicación que se sitúan en los extremos: el agresivo y el pasivo. El primero no tiene en cuenta las necesidades de los otros, impone su criterio y únicamente se centra en lograr sus propios intereses. Por contra, el estilo pasivo antepone los deseos, necesidades e intereses de los demás por encima de los propios, mostrando una actitud de sumisión con el fin de evitar los conflictos.

Mientras que los estilos pasivo y agresivo suelen llevar aparejados sentimientos negativos, frustración, culpabilidad y sensación de falta de control, el comportamiento asertivo permite una comunicación más directa y honesta con los demás, acompañándose normalmente de pensamientos, sentimientos y conductas que se relacionan con una autoestima saludable: habla fluída y firme, seguridad, contacto ocular no desafiante y una postura corporal relajada.

Existe una relación muy estrecha entre autoestima y asertividad, de tal manera que nos podemos encontrar en muchas ocasiones con personas que tienen una baja autoestima debido, entre otros aspectos, a que no suelen practicar un estilo de comunicación asertivo. En cambio, la persona que posee una autoestima sana y fuerte se considera valiosa por sí misma, se acepta tal y como es y no necesita la aprobación de otros, y todo esto se traduce en que no siente temor a la hora de defender algo que considera inadecuado y que le está produciendo malestar.

En definitiva, hemos querido resaltar la importancia que tienen estos conceptos a la hora de mantener relaciones interpersonales de buena calidad, y además cómo influye de manera positiva en nuestro bienestar a nivel individual.

Begoña López

 

Logo Ampsico psicólogos y pedagogos en Madrid

 

Cómo favorecer tu autoestima y mantenerla

Cómo favorecer tu autoestima y mantenerla

Cómo favorecer tu autoestima y mantenerla

 

La autoestima es un elemento clave para lograr el equilibrio emocional. Te ayuda a poder minimizar las adversidades de la vida. A lo largo del Desafío Cultiva Amor Propio hemos visto la importancia de desarrollar una buena autoestima y múltiples formas de conseguirlo. La pregunta ahora sería: ¿cómo la mantenemos?

 

¿Qué es la autoestima?

Según Bertrán, Noemí y Romero la autoestima es la apreciación que haces de ti mismo/a y debería integrar una autopercepción realista que incluya los aspectos potentes y más débiles de ti.

Una percepción REALISTA significa que además de que tengas presente tus fortalezas también debes considerar tus límites. Esos límites que te ayudan a cuidarte frente a esos mensajes Mr. Wonderfulianos de “Tú puedes con todo”, “Nada se te va a resistir hoy”… La autoestima genuina no busca que te infles de un optimismo falso que te lleve a no distinguir aquello que no es saludable para ti.  

 

¿Para qué sirve?

Principalmente tener una autoestima positiva implica que tendrás más presente las habilidades y estrategias necesarias para enfrentar situaciones difíciles. Por ejemplo, cuando tienes un pequeño despiste en el trabajo en lugar de machacarte con autocríticas como “deberías haberte dado cuenta”, “como se te ha podido pasar una cosa así” puedes contextualizar el error, aprender de él y seguir adelante. Es decir, que la autoestima positiva te permite ser más resiliente, minimizar los efectos de la adversidad y salir fortalecido/a.

Otra consecuencia natural de tener una autoestima positiva es saberte valioso/aEs decir, eres digno/a de ser querido/a tal cual eres. Esto permite que no tengas que verte en situaciones en las que no quieres estar. Me explico con otro ejemplo, cuando no has podido decir que no a gente con la que en realidad hubieras preferido no quedar. Una autoestima positiva te permite comunicarte de manera asertiva y de ese modo rodearte de aquellas personas que realmente suponen un apoyo para ti.

 

Y ahora ¿cómo prevenir las recaídas?

 

Estos últimos meses hemos enviado dos retos semanales para que puedas observar, reflexionar y tomar conciencia de aspectos importantes de tu día a día. Tras este camino recorrido ahora tenemos que encontrar la manera de mantenerlo. 

Nuestra arma para reconectar con esa autoestima positiva en días complicados es crear un cofre para los días grises. Esta técnica proviene del libro 200 tareas en terapia breve de Mark Beyebach y Marga Herrero de Vega. A continuación te explicamos paso a paso en qué consiste. 

  1. Busca una caja, un bote, un joyero… debe ser un objeto merecedor de esta tarea.
  2. En esta caja vamos a guardar pequeñas notas. Cada nota contiene un “recurso” con ideas para aumentar la autoestima (escucha esta canción, llamar a XXX…) 
  3. Guarda tu cofre junto a los medicamentos.
  4. Recurre a él cada vez que lo necesites.

En situaciones de riesgo o especialmente estresantes no es posible reconectar fácilmente con esas fortalezas. Es entonces necesario un proceso terapéutico para poder observar qué provoca el desequilibrio personal y redescrubrir las herramientas personales necesarias para sobrepasar la adversidad. Ya sea como causa o como consecuencia, una autoestima dañada acompaña de manera habitual a la gran mayoría de disfunciones y trastornos psicológicos. Encuentra el equilibrio que necesitas.

La primera edición del Desafío Cultiva amor propio ha sido una experiencia formidable. Los/las participantes habeís recibido dos retos semanales mediante una newsletter en las que se os invitaba a trabajar en aquellos áreas importantes para el Amor Propio. Si te interesa apuntarte a futuras ediciones  invitamos a futuras ediciones del reto “Cultiva Amor Propio” puedes apuntarte haciendo click aquí

 

 

 

Tienes un potencial de luminosidad,

conecta con tus fortalezas y

BRILLA

 

 

Cristina García Van Nood, psicóloga en Ampsico

 

 

 

Logo Ampsico psicólogos y pedagogos en Madrid

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies